miércoles, 8 de mayo de 2013

No-lástima

El esfuerzo de alguien que batalla por sus metas es merecedor de cada gota de compasión, empatía... pero no de nuestra pena.

Nadie que lucha por lo que cree obstinadamente o por desintegrar sus propios límites merece un solo ápice de lástima.
__________
 
¿Más como esto? En la página de Facebook, aquí.