miércoles, 16 de junio de 2010

¿Magia? No: co-creando


No es nuevo, aunque ni siquiera los físicos cuánticos pueden (aún) explicar con sencillez algo que aún se escapa a nuestra excelsa (y sobrevalorada) materia gris.
Reflexionando en la vida de uno, se da cuenta de que lo que a una persona le ¿sucede? (o ¿crea?), acaba siendo un resumen de lo que realmente quiere y deseó en un pasado... así como de lo que nunca quiso ni deseó.
La Física Cuántica nos recuerda que, atención, no hay nada, nada, nada sólido - ni siquiera a nivel atómico. De hecho, el modelo atómico es eso - un modelo - que nos ayuda a comprender nuestro mundo a nivel macro (lo que vemos, en suma). Simplemente somos energía que vibra con mayor o menor intensidad.
Luego entonces, si el Big Bang mandó todas las formas de energía por todo el Universo hace 13 mil millones de años, si la Tierra se formó hace 4,6 mil millones, la vida orgánica hace 3 mil millones y el Sapiens (tú y yo, vamos) hace 100.000, entonces... tenemos la misma energía ('materia') que en algún lugar del Big Bang.
Y más. Si nuestros pensamientos son impulsos eléctricos dentro de nuestro cerebro (o sea, energía), ¿podríamos concluir que, de hecho, somos de veras creadores y provocadores de lo que sucede en nuestra vida al vibrar en conjunción, disfunción o en alteración con nuestro entorno? Esto explicaría, por ejemplo, los brotes de moda en el vestir que aparecen, simultáneamente, en zonas del mundo dispares y de manera, aparentemente, inconexa.
Reflexiona con sinceridad: ¿cuanto de lo que tienes a tu alrededor o has conseguido lo deseaste en el pasado ardientemente y cuanto lo has rehuido con vigor?
Exacto: ambas.
Sí: yo también soy muy escéptico de lo que no cabe en mis sentidos. Uno sentidos, por cierto, que también filtran una realidad externa limitada a 3 dimensiones 'percibibles' por estos... o sea, que lo que no vemos, se nos escapa. Que una mariposa pueda ver rayos ultravioleta y nosotros no, no quiere decir que no haya rayos ultravioleta... es solo que nuestros ojos no pueden verlos.
______
Desconozco el funcionamiento exacto de las implicaciones... pero en fin, tampoco somos expertos en electricidad y seguimos usando la TV para ver el Mundial.
Es curioso cómo, en muchos casos, la Ciencia corrobora lo que la intuición, la filosofía (o, en algunos casos, determinados preceptos religiosos) buscaban explicar durante milenios cuando la Ciencia aún no había llegado.
Es cuestión de tiempo.
PD: por cierto, va a ser cuestión de ser muy consciente de lo que se desea...